¿Cómo va la legalización de la marihuana en México?

¿Cómo va la legalización de la marihuana en México?

El pasado 10 de marzo, el Pleno de la Cámara de Diputados aprobó el proyecto de la Ley Federal para la Regulación del Cannabis.

El proyecto fue aprobado en lo general con 316 votos a favor, 129 en contra y 23 abstenciones. Tras 15 horas de sesión, se aprobó también en lo particular con 250 votos a favor, 163 en contra y 14 abstenciones. 

La propuesta actual es similar a la del pasado 19 de noviembre, sin embargo, esta se quedó estancada al superar el plazo de revisión ante la Cámara de Diputados el año anterior.

Se busca aumentar la cantidad permitida de cannabis para uso personal de 5 a 28 gramos. Poseer más de 28 y menos de 200 gramos será considerado delito administrativo. 

Legalización de la marihuana
Apiwhat chuangchoem vía Pexels

LECTURA RECOMENDADA -> Legalización de la marihuana: La nueva forma de recaudar impuestos

El dictamen propone una modificación a la Ley General de Salud y al Código Penal y busca que se imponga una multa de entre siete mil y 26 mil pesos -además de tres a siete días en prisión- sobre la posesión para comercialización de más de 5.6 kilogramos de marihuana.

Los diputados federales solicitaron reservarse -legalmente- el derecho de prohibir la transformación de tierras forestales a cultivos de cannabis. 

Para disminuir la criminalización de los consumidores se propuso modificar el concepto de “consumo abusivo” por “consumo problemático” dentro de la Ley General para Regulación del Cannabis.

Una de las modificaciones de forma y fondo cancela la iniciativa del Instituto Mexicano de la Cannabis y mantiene al Consejo Nacional contra las Adicciones (Conadic) como institución rectora de la producción y consumo de la planta. De esta forma, se mantiene la estigmatización del cannabis como sustancia “adictiva”.

¿Uso recreativo?

El proyecto plantea la despenalización de la posesión de marihuana para uso personal y recreativo de hasta 28 gramos en personas mayores de 18 años. Asimismo, se autorizaría el cultivo de entre seis u ocho plantas para autoconsumo, dependiendo del número de consumidores en el hogar. 

El Conadic se encargaría de autorizar y cancelar las licencias ya sean de producción, distribución, comercialización y venta de marihuana. Licencias excluyentes entre sí.

Se prohíbe el consumo para menores, en áreas de trabajo, escolares o en espacios donde se afecte a terceros, ya sean menores o adultos que no otorguen su consentimiento.

La venta sólo será realizada por establecimientos con licencia y se restringe por medio de máquinas de autoservicio, internet o cualquier espacio de venta donde no sea posible el registro personalizado.

Despenalización sin descriminalización

A pesar de que el proyecto por la regulación del cannabis ha avanzando significativamente, este no busca su descriminalización. 

Las restricciones de cultivo y la obtención de licencias siguen poniendo trabas a los consumidores.

El monitoreo en la compra y posesión de cannabis es un control que no se tiene para el tabaco o el alcohol, por ejemplo. Se trata de una medida aún cargada de estigma hacia los consumidores de marihuana. 

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.