Periodistas asesinados en México 2020; Morir por informar

Foto: Resumen Latinoamericano

Periodistas asesinados en México 2020; Morir por informar

Durante este 2020, ocho periodistas fueron privados de la vida en México, según datos de la organización internacional Reporteros Sin Fronteras (RSF). La cifra más alta a nivel mundial que posicionó al país, nuevamente, como el más peligroso para ejercer periodismo.

La mayoría de las víctimas mortales, reportaban en sus investigaciones hechos relacionados con el crimen organizado o la corrupción de autoridades imperantes en el país; se estima que un mínimo porcentaje de estos casos se resuelvan, por el contrario, podrían quedar en absoluta impunidad como muchos otros de años anteriores.

Foto: EFE

De acuerdo con el Índice Global de Impunidad del Comité para la Protección de Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés) del 2020, México ascendió al sexto lugar del lamentable ranking. Uno más en comparación al séptimo del año pasado.

Y aunque podría parecer lo contrario, ya que precisamente este año enjuiciaron y condenaron a los responsables del asesinato de los periodistas Miroslava Breach (Chihuahua) y Javier Valdés (Sinaloa) ambos en 2017, familiares y organizaciones afirman que en los dos casos, los presuntos autores intelectuales siguen prófugos.

Foto: AGENCIAS/LIBERAL

Por otra parte, las agresiones contra el gremio periodístico aumentaron significativamente y lo alarmante es que fue en un breve lapso de tiempo. En la primera mitad del año, Artículo 19 documentó 406 ataques contra periodistas y medios de comunicación; para ese momento, se contaban los primeros tres asesinatos de informadores mexicanos.

La organización anunció el incremento del 45% en comparación con las 280 agresiones documentadas durante el mismo periodo en 2019. Con estos datos, revelan que actualmente se agrede a la prensa cada 10.75 horas.

Así mismo, RSF informó que desde el 2003 a la fecha, México registró al menos 21 desapariciones de reporteros, “un récord en el continente americano”, señaló la organización.

Foto: Terje Sollie/Pexels

Balbina Flores Martínez, representante de RSF en México hizo hincapié en el hecho de que el número de estas agresiones y asesinatos no disminuyó aún frente al contexto de la pandemia por COVID-19.

“En 2019 hubo 10 asesinatos, ahora en 2020, en pleno contexto de pandemia, donde se supone que hay un aislamiento, no ha sido mejor. Fue casi igual que un año normal, algo no está funcionando bien”, indicó la defensora de derechos humanos.

LECTURA RELACIONADA -> Mujeres Periodistas: degradadas por los estragos de su profesión

Los rostros de las cifras

En un año entero, organizaciones nacionales e internacionales, sociedades civiles y medios de comunicación reportaron los asesinatos de múltiples periodistas a lo largo y ancho de la República, destacando aquellos que ocurrieron por motivos referentes a su labor. 

Por su parte, el Gobierno de México, presentó el informe “Agravios contra personas periodistas y quienes ejercen la libertad de expresión”, donde señalan que desde el 01 de enero, hasta el 25 de noviembre del 2020, se perpetraron 19 homicidios contra periodistas.

Foto: Resumen Latinoamericano

Algunos escenarios muestran la evidente deficiencia de las medidas de protección que el Gobierno federal otorga a quienes sufrieron amenazas, pero todos manifiestan la clara corrupción y el poder de las organizaciones criminales en diferentes regiones de México.

A continuación, se presentan nueve casos de periodistas asesinados durante el 2020, registrados en medios de comunicación y contabilizados por organizaciones de derechos humanos. Se tomaron en consideración las amenazas que sufrieron antes de su muerte, las zonas y fuentes que cubrían estando en vida.

María Elena Ferral Hernández

A María Elena Ferral Hernández, corresponsal del Diario de Xalapa, el Heraldo de Poza Rica y directora del medio Veracruz Quinto Poder, la atacaron dos sujetos armados la tarde del 30 de marzo tras salir de una oficina notarial en Papantla, Veracruz.

Foto: CNN en Español

Le dispararon a quemarropa con un arma 45 milímetros. Testimonios, aseguraron que los responsables la esperaban cerca de su auto a bordo de una motocicleta; falleció horas más tarde, luego de ser trasladada al Hospital Civil de Papantla.

María Elena ya había informado con anterioridad agresiones en 2016 y 2018. Denunció amenazas de desaparición por parte del funcionario público Basilio Camerino Picazo, y posteriormente, notificó una campaña de desprestigio en su contra, al involucrarla con integrantes de la delincuencia organizada.

En el 2016 le asignaron protección de la Comisión Estatal para la Atención y Protección de Periodistas de Veracruz (CEAPP), no obstante, un año después se la retiraron.

Víctor Fernando Álvarez Chávez

Familiares reportaron la desaparición del periodista Víctor Fernando Álvaerez Chávez, fundador y director del portal de noticias Punto x Punto, desde la noche del 01 de abril en Acapulco, Guerrero. Luego de 10 días, la Fiscalía de ese estado comunicó el hallazgo de sus restos.

Foto: RT

El asesinato impactó en la localidad debido a la brutalidad del ataque. Autoridades señalaron que el miércoles 08 de abril localizaron una extremidad cefálica, días después, el cuerpo. Los estudios forenses comprobaron que el miembro humano correspondía al comunicador desaparecido en aquella zona fuertemente azotada por el narcotráfico.

Fernando recibió amenazas por presuntos grupos de la delincuencia organizada en la entidad días antes del asesinato debido a algunas notas de denuncia que publicó en su portal de noticias.

Jorge Miguel Armenta Ávalos

El 16 de mayo, asesinaron a Jorge Miguel Armenta Ávalos, director general y propietario del Grupo Editorial Medios Obson. Publicaba el periodico El Tiempo y el semanario Última Palabra, en Cajeme, Sonora.

Foto: Medios Obson

Al salir de un restaurante, sujetos armados lo interceptaron junto a dos escoltas asignados por la Secretaría de Gobernación; los abatieron con armas de distintos calibres. Durante el traslado al Hospital General de Cajeme, Armenta y uno de los escoltas murieron. 

Jorge Armenta estaba incorporado al Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas desde el año 2016. Sufrió amenazas con anterioridad, ya que Medios Obson cubre principalmente temas de seguridad y justicia en la región.

Pablo Morrugares Parraguirre

Cuatro meses después del brutal asesinato en tierra caliente de Álvarez Chávez, reportaron el homicidio del director del portal P. M. Noticias Guerrero, Pablo Morrugares Parraguirre, el 02 de agosto. Esta vez en Iguala, Guerrero. 

Foto: RSF

La Fiscalía General del Estado, informó que, pasada la media noche, hombres armados arribaron al bar donde se encontraba el periodista y dispararon contra él y su escolta. En el lugar se recuperaron 55 cartuchos percutidos calibre .223 y R-15.

Morrugares se encontraba en resguardo federal por la Secretaría de Gobernación de México desde 2016, tras recibir amenazas de muerte e incluso un atentado junto a su esposa.

Julio Valdivia Rodríguez

Nuevamente en Veracruz, reportaron el 09 de septiembre, el violento asesinato de Julio Valdivia, reportero del diario El Mundo de Córdoba. El periodista fue decapitado y sus restos abandonados en el municipio de Tezonapa, en los límites de Veracruz y Oaxaca. 

Foto: IPYS

El cuerpo del comunicador se encontraba de tal manera, que aparentaba un accidente en las vías del tren; no obstante, tras las investigaciones de la Fiscalía General del Estado, lo descartaron.

En 2015, a Valdivia Rodríguez le proporcionaron algunas medidas del Mecanismo Local de Protección de Periodistas de Veracruz, luego del asesinato de uno de sus compañeros. Poco tiempo después, las retiraron.

Arturo Alba Medina

Al conductor Arturo Alba Medina lo mataron la noche del 29 de octubre, minutos después de haber concluido su programa informativo de Telediario, en Ciudad Juárez, Chihuahua. 

Foto: Puente Libre mx

Según informes de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal (SSPM), encontraron el cuerpo sin vida de Alba Medina en el interior de su auto; un gafete con sus datos personales colgaba del espejo. El también reportero tenía 49 años y dos hijos, uno de ellos menor de edad.

Momentos antes de su homicidio, el periodista informó en su noticiero actos de corrupción y delincuencia dentro de las instituciones policiacas del estado.

Jesús Alfonso Piñuelas Montes

Cuatro días después, el 02 de noviembre, el periodista independiente Jesús Alfonso Piñuelas Montes, mejor conocido como “El Norris”, fue asesinado a balazos mientras conducía su motocicleta, una vez más, en Cajeme, Sonora.

Foto: RSF

El Norris trabajaba en medios de comunicación como la Televisora del Pacífico y Agencia ICE; de igual manera, publicaba noticias en sus cuentas de Facebook Japm Shock Norris y Zarathustra Prensa (El Shock de la Noticia), así como Norris Escorpión en YouTube.

De acuerdo con la Fiscalía de Sonora, Alfonso Piñuelas también era fotógrafo, trabajó un tiempo como guardia de seguridad, y pretendía comenzar a trabajar como repartidor de comida.

Israel Vázquez Rangel

Para la mañana del 10 de noviembre, reportaron un nuevo ataque armado, esta vez, contra el periodista Israel Vázquez Rangel, del medio guanajuatense El Salmantino. El tercer comunicador asesinado en menos de un mes.

Foto: El Salmantino

El reportero salió esa mañana a cumplir con su labor periodística; cubría la localización de restos humanos en una colonia aledaña, no obstante, cuando procedía a realizar la transmisión en directo desde su celular, sujetos desconocidos lo abatieron.

Testigos aseguran que “halcones” que operan en la localidad perpetraron el ataque. Israel murió en el hospital por los impactos de bala.

El medio puntualizó que la ciudad de Salamanca se encuentra frente a “su peor crisis de inseguridad que afecta a cientos de personas” y exigieron a las autoridades competentes atender “el grave problema que atraviesa la ciudad”.

Jaime Daniel Castaño Zacarías

Jaime laboraba en Comunicación Social de la presidencia municipal de Jerez, Zacatecas y era propietario del medio digital Prensa Libre MX

Foto: Artículo 19

Tras reportar el hallazgo de cadáveres abandonados en una carretera el 09 de diciembre, integrantes del crimen organizado lo interceptaron y acribillaron para después retirarle el material gráfico.

De acuerdo con medios locales, minutos antes había acudido a un evento programado por el municipio, a su término, se dirigió al lugar de los hechos sin previo aviso.

LECTURA RELACIONADA -> Asesinan a Israel Vázquez, reportero de “El Salmantino”; en un mes han matado a 3 periodistas

Más peligroso que países bélicos

México no solo es considerado el país más peligroso y letal para la prensa, sino también superó la violencia y brutalidad de los ataques contra el gremio, por encima de países bélicos o en conflictos como Siria, Afganistán e Irak.

“En 2016, el 58% murió en zonas de conflicto, mientras que en la actualidad, la proporción de periodistas asesinados en zonas devastadas por la guerra (Siria, Yemen) o plagadas de conflictos de media o baja intensidad (Afganistán, Irak) se sitúa en el 32%”.

Balance 2020, Reporteros Sin Fronteras.

En el “Balance Anual de agresiones contra periodistas en todo el mundo del 2020”, emitido por RSF, la cifra de periodistas asesinados en países considerados “en paz”, aumentó considerablemente. 

Estiman que el 68% de los comunicadores asesinados este año, provienen de países como México (8 asesinatos), India (4), Pakistán (4), Filipinas (3) y Honduras (3). De esta manera, México se posicionó como el país más riesgoso para la prensa a nivel global. 

Imagen: RSF

Balbina Flores atribuye el incremento de estos crímenes, en el caso de México, a dos evidentes factores: el primero, es la persistente impunidad con la que estos actos continúan perpetrando, junto a las políticas públicas deficientes.

El segundo factor, es el contexto de violencia en el país, “las zonas de silencio que hemos identificado, donde ya no hay periodistas que puedan informar por temor a las agresiones, se han mantenido y generado en otras zonas del país”, señaló. 

Por otra parte, la representante de RSF, aseguró que tras la negación del gobierno ante esta realidad, pueden notar que se está afectando gravemente la libertad de expresión en general y el derecho a la información de la sociedad. 

“Lo que el gobierno ha dicho, y no es diferente a lo que han dicho otros gobiernos, es que ellos respetan la libertad de expresión, pero eso no es suficiente, se tiene que concretar ese respeto en acciones específicas”.

Balbina Flores Martínez, representante de RSF en México
Foto: Cuartoscuro

Jan-Albert Hootsen, representante en México del CPJ, puntualizó la colusión entre delincuencia organizada y autoridades locales, tanto municipales como estatales, “es bastante corrupto”, indicó y por supuesto, existe una amplia negligencia por parte del Gobierno federal. 

“México es muy distinto a los países que son bélicos, porque aquí el problema principal es la negligencia, la corrupción entre autoridades y la delincuencia organizada, y como consecuencia la impunidad”.

Jan-Albert Hootsen, representante en México del CPJ

LECTURA RELACIONADA -> Apareció fotoperiodista tras haber sido privado de su libertad

¿Omisión por parte del gobierno?

En el año 2019, la Misión Internacional para la Libertad de Expresión, integrada por 17 organizaciones internacionales dedicadas a la defensa y promoción de la libertad de expresión e información, se reunió en la Secretaría de Gobernación y emitió una serie de recomendaciones para atender las condiciones del ejercicio periodístico en el país.

Un año después, regresaron y manifestaron que autoridades mexicanas no cumplieron con aquellas exigencias y que ahora son más urgentes que nunca, pues continúa una gran estigmatización hacia los medios, así como el aumento en la violencia, censura, impunidad y zonas de silencio.

Foto: Artículo 19

Por el contrario, el Gobierno federal tomó acciones como la iniciativa que elimina 109 fideicomisos públicos, entre estos, la eliminación de los recursos del Fondo de Ayuda, Atención y Reparación Integral (PAARI) a Víctimas y del Fideicomiso para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas.

De igual manera, continúa latente el discurso del presidente Andrés Manuel López Obrador, que estigmatiza y descalifica a periodistas y medios de comunicación en su conferencia mañanera, hecho que provoca un mayor riesgo a su integridad física.

Foto: Gobierno de México

Fue en el mes de octubre del 2020, cuando el presidente López Obrador publicó en su conferencia matutina una lista con los medios y columnistas que, a su percepción, publicaron artículos negativos sobre su gobierno. A raíz de ello, sufrieron de hostigamiento y amenazas de muerte.

Políticas para la protección de periodistas, ineficientes

Dos de los nueve periodistas asesinados este año, contaban con protección gubernamental debido a amenazas que sufrieron por motivos relacionados con su trabajo. En otros casos, fueron parte de los programas, sin embargo, tiempo después los retiraron; esto demuestra que aunque existan, las políticas para la protección de periodistas, son ineficientes.

Balbina Flores, destacó que no han creado las políticas correctas para atender los casos y la reproducción de estos actos se debe a la situación de impunidad en los asesinatos de periodistas. 

Por otra parte, afirmó que también ha observado que la inseguridad, corrupción y el crimen organizado vinculado con políticos locales continúa “y mientras no cambie, las condiciones para ejercer periodismo se mantendrán de esta forma”.

Actualmente, el gobierno de México plantea un discurso sobre el arduo combate a la corrupción, sin embargo, la especialista opina que, de llevarse a cabo, será conseguido a largo plazo, y que las políticas públicas no pueden esperar para entonces.

“Hay otro factor importante, que es el tema de protección: la protección va más allá de figuras policiales, debe existir una política de prevención, sin ella, la protección no funciona suficientemente bien”

Balbina Flores.

En este sentido, el también corresponsal del periódico holandés Trouw, Jan-Albert Hootsen,  coincide en que el gobierno debería invertir muchísimo más en la protección, la procuración de justicia y reaccionar de forma más contundente cada vez que haya un ataque a un medio o a un periodista. 

“No lo ha hecho hasta ahora y lamentablemente seguimos en espera de una respuesta real. Hay muchas peticiones por parte de la sociedad civil, yo creo que ahí es donde el presidente debería tomar sus primeros pasos”, puntualizó Hootsen. 

En tanto a esto, el informe del Gobierno de México, muestra una ruta a seguir con las acciones que llevarán a cabo para contrarrestar y hacer frente ante los asesinatos de comunicadores en México.

Señalan que el actual Mecanismo, debe evolucionar hacia un Sistema Nacional de Protección Integral, es decir, “transitar de un modelo reactivo a uno preventivo”. Además, buscan el fortalecimiento en las mesas de trabajo con las 32 Secretarías Generales de Gobierno.

También esperan impulsar a las fiscalías estatales y la FEADLE, para que cumplan con sus obligaciones en materia de justicia para revertir la impunidad y la implementación de acciones de intervención estratégica a través de Planes de Contingencia como en Chihuahua, Iguala y Quintana Roo.

LECTURA RELACIONADA -> Periodistas de BC denuncian ante la CNDH a Jaime Bonilla

Suman 19 periodistas asesinados durante gestión de AMLO

Datos de organizaciones internacionales, indican que hasta el momento suman 19 periodistas asesinados durante la gestión del presidente Andrés Manuel López Obrador; en el informe del Gobierno de México, la cifra asciende a 38. 

A tan solo dos años de su ascenso a la presidencia de México, los números son alarmantes. Las víctimas presentadas por las organizaciones son:  

  1. Alejandro Marquez, Semanario Orion Informativo, Nayarit – 02 de diciembre de 2018.
  2. Rafael Murúa, Radiokashana, Baja California Sur – 20 de enero de 2019. 
  3. Samir Flores, Radio Amiltzinko, Morelos – 20 de febrero de 2019.
  4. Santiago Barroso, 91.1 FM Río Digital / Red 653 / Contraseña, Sonora – 15 de marzo de 2019.
  5. Telésforo Santiago Enríquez, Radio Stereo Cafetal, Oaxaca – 02 de mayo de 2019.
  6. Francisco Romero, Quintana Roo Hoy, Quintana Roo – 16 de mayo de 2019.
  7. Norma Sarabia, Tabasco hoy, Tabasco – 11 de junio de 2019.
  8. Rogelio Barragán, Guerrero Al Instante, Morelos – 30 de julio de 2019.
  9. Edgar Alberto Nava López, La Verdad de Zihutanejo, Guerrero – 02 de agosto 2019.
  10. Jorge Celestino Ruíz, El Gráfico de Xalapa, Veracruz – 02 de agosto 2019.
  11. Nevith Condés Jaramillo, El Observatorio del Sur, Estado de México – 24 de agosto.
  12. Maria Elena Ferral, Diario de Xalapa / El Heraldo de Poza Rica / Quinto Poder de Veracruz, Veracruz – 30 de marzo de 2020.
  13. Jorge Armenta Avalos, Medios Obson / El Tiempo, Sonora – 16 de mayo de 2020. 
  14. Pablo Murrugares Parraguirre, PM Noticias, Guerrero – 02 de agosto de 2020. 
  15. Julio Valdivia, Diario El Mundo de Córdoba, Veracruz – 9 de septiembre de 2020.
  16. Arturo Alba Medina, Noticiero de Telediario por Canal 6-TV / Multimedios Televisión, Chihuahua – 29 de octubre de 2020.    
  17. Jesús Alfonso Piñuelas Montes, Televisora del Pacífico / Agencia ICE, Sonora – 02 de noviembre.
  18. Israel Vázquez, El Salmantino, Guanajuato – 10 de noviembre.
  19. Jaime Daniel Castaño Zacarías, Prensa Libre MX, Zacatecas – 09 de diciembre

Zonas silenciadas en México

Amenazas, ataques, desapariciones forzadas, atentados y hasta asesinatos. Estos actos forman parte de una innumerable lista de razones por las que un medio o periodista podría dejar de publicar ciertos hechos noticiosos que continuamente ocurren en México, como narcotráfico, corrupción o prostitución.

Cuando el fenómeno de violencia es llevado a mayor escala, no a uno, sino a varios medios o periodistas en una misma región, podría convertirse en una zona silenciada.

Imagen: Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos

De acuerdo con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), las zonas silenciadas son aquellos lugares que por su contexto de alta peligrosidad, dejan de ejercer la libertad de expresión.

“El objetivo de quienes atacan a la prensa no es otro que el de evitar que periodistas o trabajadores de la prensa cumplan con su labor y así evitar que la información contraria a sus intereses llegue a la sociedad”.

Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, 2017.

En el informe de la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos del 2017, “ZONAS SILENCIADAS: Regiones de alta peligrosidad para ejercer la libertad de expresión”, detallan que existen factores comunes entre estas zonas:

  • Existencia de estructuras criminales que operan fuera de la ley y buscan el control de toda una región.
  • Cooperación, colusión u omisión de amplios sectores de la administración pública en diversos niveles.
  • Falta de respuesta institucional (Ejecutivo, Judicial y Fiscalía) o el incumplimiento de sus deberes: prevenir, proteger, investigar y sancionar las amenazas a la vida e integridad y garantizar el ejercicio de la libertad de expresión.
  • Falta de apoyo y capacitación de los periodistas locales para evitar la vulnerabilidad a este tipo de ataques, ya sea por la forma en que abordan el fenómeno noticioso o por verse involucrados con autoridades o incluso las estructuras criminales.
  • Inhibición de los periodistas a realizar su labor: genera autocensura y refuerza la tendencia a llevar a cabo un periodismo que evite informar sobre temas de seguridad, corrupción o tráfico de influencias y a desarrollar un periodismo alineado con el poder.
  • Incentivos para perpetuar la violencia contra periodistas: al volverse efectiva el uso de la violencia para censurarlos, sumado a la impunidad que obtienen los autores materiales e intelectuales de este tipo de violencia.

En México, la primera zona silenciada declarada, según el informe, fue el estado de Tamaulipas en 2006. En febrero de ese año, bandas ligadas al narcotráfico cometieron un atentado al diario El Mañana, atacando con armas de fuego y explosivos. Este hecho se consideró en aquel entonces como primero y único, sin embargo, no fue el último.

Actualmente Tamaulipas continúa considerándose oficialmente como “zona silenciada”, pero siguiendo la definición de la CIDH, en México existen muchas más regiones y entidades donde tratan de callar la libertad de expresión.

Artículo 19 registró desde 2006 y hasta 2016, 57 atentados contra medios de comunicación con armas de fuego y explosivos en 13 entidades distintas.

Imagen: Artículo 19

Los estados más afectados por las agresiones fueron Tamaulipas (11 ataques), Coahuila (10) y Nuevo León (9). Por otra parte, 2010 es considerado como el año más crítico, pues se perpetraron 15 casos en los estados antes mencionados así como en Sinaloa, Nayarit y Guerrero.

De la misma manera, desde 2006 hasta el 2020, RSF reportó en su barómetro 97 asesinatos a periodistas en 24 estados de la República. 

Veracruz es la entidad con más asesinatos a la prensa. En 14 años asesinaron a 19 periodistas mexicanos y uno de origen hondureño. Cabe destacar que la mayoría de estos crímenes, se desarrollaron durante la gestión de Javier Duarte, como gobernador del estado de Veracruz.

Posteriormente, Oaxaca es el segundo estado del país con más homicidios a periodistas; a 15 comunicadores les arrebataron la vida por realizar su trabajo de manera habitual. Le siguen Guerrero y Chihuahua con 10 asesinatos respectivamente.

Tamaulipas con 5, en Sonora y Tabasco 4 cada uno; Sinaloa, Michoacán y Quintana Roo 3 en cada entidad; en Ciudad de México, Coahuila, Nuevo León, Puebla, Guanajuato y Baja California Sur, 2 respectivamente y en Durango, San Luis Potosí, Baja California, Jalisco, Chiapas, Nayarit, Estado de México y Zacatecas, son 8 más en total.  

“La realidad es que México siempre ha sido el país más mortífero y más peligroso (para la prensa) en el hemisferio occidental, pero ya está alcanzando niveles que no se han visto en otro lugar del mundo”

Jan-Albert Hootsen, representante en México del CPJ.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *