Una represión anunciada: gobierno violenta a manifestantes en CDMX

Por Lizbeth Narváez Meza

Una represión anunciada: gobierno violenta a manifestantes en CDMX

Sin importar las vallas, cierre de calles, encapsulamientos policiacos, contenciones con violencia, agresiones físicas o verbales y hasta el COVID-19, las mujeres capitalinas arribaron a la plancha del Zócalo de la Ciudad de México para manifestarse en el marco del Día Internacional de la Mujer.

Las protestantes de distintos contingentes comenzaron a concentrarse desde las 12:00 de la tarde en el Monumento a la Revolución, para a salir a las 2:30 rumbo al Zócalo capitalino. Para ese momento ya se reportaban las primeras agresiones a mujeres por parte de la policía.

Fotoperiodistas señalaron que fueron violentadas y detenidas arbitrariamente dentro de la estación Hidalgo del STCM, mientras que afuera de dicho metro, a manifestantes que exigían su liberación las encapsularon y privaron de su derecho a la libertad de expresión.

Lo que pretendía ser una exigencia y muestra del hartazgo a las autoridades por las víctimas de violencia en México, se convirtió en la evidente indiferencia del gobierno desde el comienzo, al responder con grandes despliegues policiacos y cercos para evitar el paso a manifestantes. 

Desde “el muro de la paz” en Palacio Nacional instalado días antes del movimiento, el cierre de calles y accesos a la plancha del Zócalo y hasta la violencia ocurrida antes y durante la protesta.

“Fuimos todas”

Una vez que los primeros contingentes llegaron al Zócalo, tiraron algunas vallas que protegían al Palacio Nacional, bajo la consigna “fuimos todas” y “no se va a caer, lo vamos a tirar”.

Durante las primeras horas, se presentaron enfrentamientos entre la policía y las manifestantes; con extintores y gases lacrimógenos intentaron contener a las mujeres, mientras que, por otro lado, ellas respondieron con patadas a los escudos antimotines.

“¿Por qué no nos proteges así, por qué dejas que nos maten?”, les gritaron, “Ni una más, ni una más, ni una asesinada más”, se escuchó.

LECTURA RECOMENDADA -> La incongruencia: Salgado Macedonio felicita a mujeres ante el #8M2021

“Se les fue de las manos este operativo”

Pese a lo dicho por la jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinmbaum, días antes de la protesta feminista, donde aseguró que no habría violencia ni represión por parte de las autoridades, pero sí contención, activistas, brigadistas y manifestantes declararon lo contrario.

Integrantes de la Brigada Marabunta, señalaron a medios de comunicación el uso de artefactos químicos altamente irritantes, rifles de gotcha y agresiones con tubos y piedras por parte de cuerpos policiacos, mismos que dejaron de utilizar por recomendación de la CNDH.

“No estaba en su protocolo utilizar esto, se les fue de las manos este operativo, desde el metro Hidalgo, donde se equivocaron y esposaron a una compañera de medios de prensa”, señaló un integrante de la brigada.

De igual manera, usuarias en redes sociales, reportaron el despliegue de hombres policías, que resguardaron zonas del palacio nacional y que las provocaron con palabras ofensivas y lascivas. 

Por otra parte, se corrió el rumor de presuntos francotiradores que aguardaban en la azotea de Palacio Nacional, no obstante, el vocero presidencial, Jesús Ramírez Cuevas, informó que en realidad se trataba de inhibidores de drones, evitando la cobertura noticiosa a quienes emplean dichos artefactos.

Hombres infiltrados generadores de violencia: policía de CDMX

De acuerdo con informes presentados por la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México, hombres infiltrados en la protesta del Día Internacional de la Mujer, fueron los causantes de violencia contra las policías capitalinas.

Además, en la conferencia de prensa, Marcela Figueroa, encargada de la Subsecretaría de Desarrollo Institucional de la SSC, aseguró que no se usaron sustancias como gases lacrimógenos contra las mujeres, únicamente extintores. 

“Negamos categóricamente el uso de gases lacrimógenos y de balas de goma”, señaló la funcionaria y respondió que analizarán los videos para determinar quiénes los emplearon. “La policía no cuenta con este tipo de gases o sustancias, no cuenta con ellas y están estrictamente prohibidas”, puntualizó.

Por otra parte, las autoridades contabilizaron cerca de 20 mil manifestantes y señalaron que en total hubo 81 personas lesionadas, 62 policías y 19 civiles. 

1 Comentario

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.